Lideres evangelicos de EEUU piden al Congreso proteger a los sonadores

0

Más de 3.400 pastores y líderes evangélicos pidieron ayer al Congreso de Estados Unidos que apruebe “inmediatamente” un proyecto de ley que proteja a los “soñadores” para que estos jóvenes inmigrantes indocumentados puedan “continuar contribuyendo a sus comunidades”.

Los líderes evangélicos, que tradicionalmente apoyan al Partido Republicano, firmaron una carta que tiene como precedente una primera misiva que enviaron en agosto al presidente, Donald Trump, y a los líderes del Congreso, en la que, del mismo modo, pedían acción legal para los “soñadores”.

Estos líderes evangélicos quieren que se apruebe cuanto antes una solución legal para los 690,000 jóvenes que, hasta septiembre pasado, estaban amparados por DACA, un programa impulsado por Barack Obama en el 2012 para proteger a los “soñadores” de la deportación.

La comunidad evangélica constituye uno de los apoyos principales del Partido Republicano y gran parte de sus miembros respaldan a Trump.

Trump anunció en septiembre pasado el fin de DACA y dio al Congreso hasta el próximo 5 de marzo para que solucionara la situación migratoria de los “soñadores”, pero ha condicionado cualquier ley sobre ese tema a la aprobación de fondos para el muro en la frontera con México, entre otras exigencias. El programa DACA hasta ahora había protegido de la deportación a miles de jóvenes indocumentados conocidos en Estados Unidos como dreamers, soñadores.

Significa un mazazo para la comunidad hispana en EE UU. Deja a casi 800.000 jóvenes en riesgo de ser deportados, a menos que el Congreso del país impulse finalmente una reforma migratoria, un proyecto en el que ya fracasó Barack Obama.

Trump se reunió ayer con unos 25 congresistas y senadores de ambos partidos para negociar una solución migratoria para los “soñadores”.

¿QUIÉNES SON LOS ‘DREAMERS’?

Los conocidos como soñadores son aquellas personas que entraron a Estados Unidos siendo menores de edad y de manera ilegal, ya fuera solos, acompañados de sus padres o ayudados por ellos si ya estaban asentados en el país.

En todo caso, eran niños sin permiso para residir en el país, pero que pudieron inscribirse en escuelas primarias o secundarias en territorio estadounidense. Al acercarse la mayoría de edad, se enfrentaban a necesidades como cursar estudios superiores, buscar un trabajo, tener un permiso de conducir, etc, pero a menudo se enfrentaban con el escollo de no poder conseguirlo por la falta de papeles. También vivían con la amenaza constante de ser deportados.

¿QUÉ ES EL DACA?

DACA son las siglas en inglés del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia, lanzado en 2012 por el entonces presidente Barack Obama para proteger de la deportación y conceder permisos de trabajo a estos inmigrantes.

El programa ha beneficiado a 787.580 jóvenes indocumentados, según los últimos datos del Servicio de Ciudadanía e Inmigración (USCIS), publicados en marzo. Para acceder al plan, esos jóvenes tuvieron que probar que habían llegado a EE UU antes de los 16 años, que no tenían antecedentes penales y que cursaban estudios de educación secundaria o en la universidad.

Los inscritos pudieron frenar su deportación, obtener permiso de trabajo y en muchos estados una licencia de conducir. Un 46 % está actualmente estudiando y, de ellos, un 83 % también trabaja, según un estudio del Center for American Progress, un centro de pensamiento considerado progresista. Según ese estudio, al poco de recibir DACA, el 6 % de los jóvenes iniciaron un negocio, una iniciativa que incluye desde empresas de tecnología a portales de artesanía en Internet pasando por compañías de asesoramiento para la preparación de la declaración de impuestos. En total, el 91 % de los beneficiarios de DACA actualmente está trabando, una cifra que aumenta a un 93 % entre aquellos mayores de 25 años, según datos del mismo centro. El programa también ha tenido un efecto positivo en sueldos.

El 78 % de los beneficiarios de DACA proceden de México (hay 618.342). Les siguen los salvadoreños (28.371), los guatemaltecos (19.792) y los hondureños (18.262).

Por: protestantedigital.com

Share.

asdasdas